Pan saborizado de queso y tomillo sin gluten

Dificultad: Fácil
Tiempo Preparación:

Ingredientes

Elaboración

¿A quién no le gusta picar entre comidas unos fiambres? Y para ese gran deleite,  se necesita sí o sí unos pancitos como complemento. Con esta receta, aprenderás el paso a paso para hacer un pan sin gluten con diversos sabores, ideales para acompañar con carnes, fiambres o salsas. Ingredientes (para hacer entre 10 y 15 panes pequeños) 2 tazas de fécula de maíz 1 taza de fécula o harina de mandioca (la fécula suele ser más fina) 1 chorrito de aceite de girasol u oliva, según se prefiera 1 huevo 250 cc de agua tibia 50 gramos de levadura (fijarse que la levadura también sea apta para celíacos) Sal a gusto Tomillo seco a gusto (se puede reemplazar por orégano) 4 cucharadas de algún queso duro sin gluten   Preparación
  • En primer lugar, trabajarás con los ingredientes secos. Debes tener en cuenta que al trabajar con levadura, deberás esperar el tiempo de leudado (y no se debe apresurar este proceso).
En un recipiente, mezclar las féculas, la sal, el queso y el tomillo.
  • En otro recipiente, vas a preparar el leudado. Coloca la levadura sin gluten, con el agua y con una pizca de azúcar. Esto es para que fermente más rápido.
  • Una vez que la levadura se haya duplicado en su tamaño, y veas que tiene burbujas, se pueden mezclar los ingredientes secos con los húmedos. Luego, añade el aceite, que servirán para la elasticidad del pan.
  • Amasa hasta que consigas una masa uniforme y elástica. Arma los bollos, entre unos diez o quince, según el tamaño que prefieras. Déjalos descansar otra vez, hasta que dupliquen su tamaño. No saltees este paso, dado que sino el pan no saldrá esponjoso.
  • Colocar los bollos en una fuente, y hornea durante 30 a 40 minutos, o hasta que veas que por fuera estén dorados. El horno debe ser fuerte.
  • Antes de consumir, dejar enfriar. ¡A disfrutar!