Pan dulce sin gluten

Dificultad: Fácil
Tiempo Preparación:

Ingredientes

Elaboración

Si bien ya pasaron las festividades de Navidad, nunca es mal momento para disfrutar las delicias de un riquísimo pan dulce con frutas y, por supuesto, apto para quienes padecen enfermedad celíaca. Muchas personas parecen pensar que este tipo de panes es muy trabajoso, pero lo cierto es que, siguiendo con todos los pasos, no hay posibilidad de que lo hagas mal. ¡Lápiz y papel para anotar esta gran receta!

Ingredientes (para un pan de medio kilo aproximadamente)

-270 gramos de premezcla apta para celíacos -1 cucharadita de goma xantica (se consigue en locales de insumos para pastelería) -25 gramos de levadura fresca sin gluten -1 cucharadita de esencia de agua de azahar -10 gramos de polvo de hornear sin gluten -150 cc. de leche (puede ser alguna vegetal si eres intolerante a la lactosa) -2 huevos -50 gramos de manteca pomada fría -50 gramos de azúcar -Ralladura de la cáscara de un limón -200 gramos de frutos secos y frutas secas -1 cucharada de miel

Preparación:

  • En este tipo de panificados, es muy importante el proceso del leudado. Colocar la levadura junto a la leche y una cucharadita de azúcar. Mezclar y dejar reposar para que se active.
  • Mientras se espera a la levadura, en otro recipiente colocar los huevos, el resto del azúcar, la miel, las dos esencias y la ralladura de limón.
  • Luego, combinar ambas mezclas húmedas.
  • En otro recipiente, mezclar los ingredientes secos, menos los frutos secos y las frutas. A estos ingredientes, agregar la manteca e ir formando una especie de arenado. Mezclar con una espátula y no con la mano, dado que la manteca tiende a levantar temperatura muy rápido.
  • Ahora sí, integrar todos los ingredientes del paso 1 al 4. Seguir mezclando con espátula y no con la mano.
  • Antes de incorporar los frutos secos y las frutas, espolvorearlos con premezcla. Esto hará que al momento del horneado no se hundan todos en el fondo del pan.
  • Cuando esté listo esto, colocar los panes en sus respectivos moldes. Se debe dejar reposar y leudar durante 30 minutos. Este es el momento también para encender el horno a 180 grados.
  • Con el horno precalentado, y habiendo pasado los 30 minutos, es hora de que coloques los panes en el horno. Deberán estar entre 20 y 30 minutos, según el tamaño del que los hayas realizado.
  • Al sacarlos del horno, puedes decorar con azúcar impalpable sin gluten.